Inicio > Agronegocios > Don Mario, una empresa que pisa cada vez más fuerte en Brasil

Don Mario, una empresa que pisa cada vez más fuerte en Brasil

Imagen

Santiago Schiappacasse y Gerardo Bartolomé en las nuevas oficinas

Sudamérica es el principal productor de soja del mundo, alcanzando el 60% del total de la producción (55 millones de hectáreas). Y Brasil, sin dudas, es el referente de la zona cultivando 30 millones de hectáreas, y se estima que será el primer productor de soja del mundo, superando a Estados Unidos.

Hoy Brasil se ha convertido en un mercado muy fuerte, donde muchos jugadores se han volcado a este país, y Asociados Don Mario no quería quedarse atrás. Así es como inauguró en Londrina, en el estado de Paraná, Brasil, las nuevas oficinas de GDM Seeds, una empresa integrada por Brasmax y Don Mario, con una inversión de 12 millones de reales en un predio de 47 hectáreas.

Gerardo Bartolomé, presidente de GDM Seeds, señaló que “es un orgullo que una empresa argentina pueda cruzar la frontera de Brasil, en un país tan competitivo con grandes jugadores en el mercado de la producción genética en soja”.

Cabe recordar que la semillera oriunda de Chacabuco se insertó en el mercado brasileño en el 2003 cuando, junto con socios de ese país, crearon la empresa Brasmax, donde en un comienzo Don Mario proveía de variedades argentinas a la región y luego, las desarrollaron en conjunto en Brasil.

Y este año ya comenzaron a comercializar variedades de soja RR2 Bt bajo la marca Don Mario. “Esta oficina es la base de las actividades en Brasil. Aquí está centralizada la administración de las dos marcas como Brasmax y Don Mario”, agregó Marcos Quiroga, gerente de Investigación.

Y sintetizó: “GDM Seeds es el paraguas de todo el grupo en Brasil”.

Uno de los aspectos más interesantes es el vertiginoso crecimiento de la empresa es esta región. En la actualidad alcanzan el 60% del market share en el sur de Brasil. Y en Brasil propiamente dicho, el 27%.

“El caballito de batalla de la empresa es la variedad Potencia, que representa el 50% de las ventas”, indicó Santiago Schiappacasse, director ejecutivo de la empresa.

En este sentido, el objetivo para Bartolomé es mantener las ventas en esta zona y llegar al norte de Brasil (los cerrados) donde se cultivan alrededor de 17 millones de hectáreas de soja.

Con respecto a la soja Intacta (nuevo evento transgénico resistente a glifosato y lepidópteros), el presidente de GDM Seeds indicó que en Brasil participan con dos marcas: Brasmax y Don Mario. Esta última es una semilla que se le da más valor agregando más tratamientos.

“Lanzamos este nuevo evento para la presente campaña pero no fue lo esperado. Igualmente estamos contentos porque es una marca que ya está instalada”, indicó.

Las razones por las cuales Bartolomé cree que las ventas no fueron lo esperado tienen que ver con tres aspectos: la tardía aprobación por parte de China (mayo), donde el presidente de la empresa destacó que los agricultores en Brasil compran la semilla muy anticipadamente.

Ademas, en la Argentina se lanzó en el NOA y NEA, dos zonas que vienen castigadas durante los últimos dos años por el clima. Y el tercer punto tiene que ver con el precio de la tecnología.

“El productor prefiere probar, y una vez que está convencido, hacer un volumen más grande”, sostuvo.

Otro de los puntos fuertes que remarcó Bartolomé fue el rol de los multiplicadores en ese país, donde rescató que a partir de 2003 se asociaron e hicieron vínculos muy fuertes. “Sólo puede funcionar si hay confianza y, sobre todo, si ganamos los dos”, indicó.

Quiroga se sumó y explicó que los multiplicadores entendieron rápidamente que la empresa quería comercializar a través de ellos y no directo al productor. “Cuando Don Mario se estableció en Brasil, los productores estaban desabastecidos de genética, ya que sembraban soja transgénica que traían de contrabando de Argentina. Hoy esta ecuación cambió en forma radical”, destacó Quiroga.

Recorrida en las nuevas oficinas. Marcos Quiroga destacó que la ubicación de las instalaciones de la nueva oficina de GDM Seeds en Cambé (Londrina) es estratégica, ya que se encuentra en una zona agrícola muy fuerte.

“Son 47 hectáreas con una edificación de 4.000 metros cuadrados y está situado entre el sur y el norte de Brasil”, relató. Y agregó que Paraná, junto con Mato Grosso, son los estados más agrícolas del país.

Para rescatar de las nuevas oficinas, Quiroga destacó el sector de investigación. “Hay tres laboratorios: uno de biología molecular, uno de fitopatología y otro de nematología, que están centralizados en esta edificación”, afirmó.

Además, subrayó que “por lo que tenemos entendido, el laboratorio de biología molecular es el más grande de Sudamérica en cuanto a escala y capacidad operativa”.

Asimismo, destacó que “aquí se atiende a todos los programas a nivel global de Don Mario, como el de Brasil, la Argentina y el de los Estados Unidos, por nombrar a los tres países más importantes en los que pisa fuerte la empresa”.

Con respecto a los laboratorios de nematología y fitopatología, informó que en Londrina sólo se centraliza lo que es Brasil.

“Las evaluaciones a campo están descentralizadas porque necesitamos probar cada variedad en cada ambiente”, expresó. Por este motivo, señaló que hay diferentes galpones en diferentes lugares del país vecino, como en el estado de Río Grande Del Sur, en Londrina (estado de Paraná), en Río Verde (estado de Goias), Lucas de Río Verde (estado de Mato Grosso) y en el estado de Tucantins (que está en pleno proceso de armado).

Visita oficial en Londrina.

Lorenzo Basso, secretario de Agricultura, se hizo presente en la inauguración de las nuevas oficinas de GDM Seeds. “Para la Argentina y para el sector agropecuario es un paso enorme. Una de las cosas porque siempre se ha bregado es que las empresas de este sector, que son las más dinámicas y con más innovación en el país en los últimos años, logren salir y se transnacionalicen”, expresó.

En este último punto, ahondó: “Es el camino que deben seguir otras empresas del sector que hoy han llegado a un techo de tecnología”.

A su vez, Basso señaló que la mejor ayuda que se puede ha- cer desde el sector público es el trabajo con los Ministerios de diferentes países para compatibilizar políticas. “En este caso particular, se trabajó con el grupo de biotecnología de ambos países para ajustar las políticas que faciliten y no entorpezcan el avance de estas tecnologías”, indicó.

Anuncios
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: